linq quiropractico barcelona logo positivo

¿Sabías que el 70% de las personas entre 30 y 60 años pueden sufrir de alguna molestia física?

Nuestro día a día es agotador…

Desde que sale el sol, hasta que nos acostamos, tenemos tantas tareas que llevamos el cuerpo a la sobrecarga.

El trabajo, los niños, estrés ambiental, malas posturas, esfuerzos excesivos…

Todo esto acumulado a lo largo del tiempo, genera un estrés constante y excesivo en el sistema nervioso central (el eje de nuestro cuerpo).

Las consecuencias las vemos cada día en las personas nos visitan por primera vez:

  • Molestias físicas
  • Dolor de cabeza
  • Estrés 
  • Mal descanso
  • Peor movilidad
  • Mala postura

Estamos seguros de que ya has probado otro tipo de cuidados.

Incluso algunos pueden haberte ayudado al principio, pero sin embargo ninguno llega a la raíz de tu molestia.

¿En qué se diferencia la Quiropráctica del resto de tratamientos tradicionales?

  • La Quiropráctica trabaja sobre el sistema nervioso para liberar bloqueos y tensiones, de forma que tu cuerpo pueda funcionar mejor.

  • Es una técnica no invasiva y totalmente segura para cualquier persona, desde los más pequeños, hasta adultos y mayores.

  • A través de los ajustes quiroprácticos se podrá conseguir liberar y equilibrar el sistema nervioso para que así puedas rendir mejor en tu día a día. 

CONOCE A NUESTRO QUIROPRÁCTICO

Daryn J. Wiese

Después de muchos años como especialista en medicina del deporte en Estados Unidos, Daryn descubrió la quiropráctica tras una grave lesión de la columna practicando deporte. 

Tras el tratamiento, la mejoría resultó tan impresionante que decidió cambiar de profesión y estudiar Quiropráctica. Se graduó ‘magna cum laude’ en la Palmer College en Davenport, Iowa, y desde el 2008 ejerce como quiropráctico en España. 

Formó parte muchos años de la junta directiva de la Asociación Española de Quiropráctica (AEQ) y actualmente sigue cuidando de familias al completo y atletas de élite.

DESCUBRE LA EXPERIENCIA DE OTRAS PERSONAS CON LA QUIROPRÁCTICA

testimonio jordi

Jordi – “Cuando empecé a venir estaba en un momento muy complicado de mi vida y entré en internet para informarme y decidí probarlo.

En esa época sufría fuertes crisis de vértigos, mareos y dolores cervicales desde hacía 5 años.

Además tenía una hernia discal que me afectaba mucho en mi estado de ánimo.

Siempre tenía que coger bajas en el trabajo, visitas continuas al médico y me tenía que medicar… y cada 2 ó 3 meses volvía a recaer. 

Desde las primeras sesiones con quiropráctica noté un cambio tan grande que desde el primer mes empecé a ser otra persona… ¡hacía años que no me había encontrado tan bien!

testimonio quiropractico diputacio merce

Mercè – “Tenía un latigazo cervical a causa de un accidente hace más de 15 años.

Esto se convirtió en un auténtico calvario que fue acompañado de un largo peregrinaje a una gran lista de médicos y una cantidad inhumana de pruebas.

El dolor era constante. Con 40 años estaba desesperada y agotada física y psíquicamente. He probado tantas cosas…

Mi vida dio un cambio radical desde casi el primer momento de empezar con la quiropráctica.

No me he vuelto a tomar ni una sola pastilla y vuelvo a tener mi semblante sonriente, vuelvo a disfrutar de las pequeñas cosas que tiene la vida.”

testimonio lola

Lola – “Cuando llegué estaba muy mal por la fibromialgia, la artrosis y el brazo izquierdo congelado. Además tenía depresión y no podía andar más de 30’.

La Quiropráctica me ha cambiado la vida. Ahora soy otra persona. Superé la depresión y físicamente estoy muchísimo mejor. He dejado de tomar analgésicos y mi sistema inmunológico está reforzado.

La Quiropráctica es básica para la salud. Estoy muy agradecida.”

¿Te gustaría mejorar tu vida con la Quiropráctica?

Tu momento es ahora.
Te lo mereces.

Hoy puedes reservar tu primera visita con el Quiropráctico y empezar de verdad una nueva vida.

Aprovecha la promoción especial de primera visita del mes de Noviembre.

¿Dónde estamos?

Nos puedes encontrar en el corazón de la ciudad de Barcelona.
En la calle de la Diputación, número 168.